Se dice que los robots serán los profesores del futuro. ¿Será así? Esperemos que no porque perderíamos la esencia de la educación: cada alumno es diferente y necesita un ritmo y adaptación personalizado. Lo que sí sabemos es que la robótica educativa introduce día tras día muchos beneficios en el aprendizaje de los más pequeños, por eso es importante que en los colegios sigan invirtiendo en las nuevas tecnologías para su desarrollo temprano.

Pero partiendo del estado actual de la educación en nuestro país, analicemos qué nos depara el futuro del sistema educativo con la robótica.

Cómo afecta la robótica educativa al futuro del sistema actual

El futuro educativo con la robótica es esperanzador y por muchas razones. Es una manera de preparar a los hijos para el futuro, para lo que vendrá, de cara a que los niños aprendan no solo a usar tecnología sino también a crearla.

Es tan acelerada la evolución tecnológica actual, que los niños no tendrán que estudiar una carrera para formarse en tecnología, porque ya desde pequeños irán inmersos en ella. ¿Cómo? A través de la robótica educativa.

La educación tecnológica es una necesidad en las escuelas. Se trata de un magnífico recurso que todas las escuelas deberían incluir para que los niños adquieran conocimientos mucho más deprisa, así como otras destrezas y habilidades.

¿Qué impacto tendrá la robótica educativa en el futuro?

Poco a poco muchas personas han sido reemplazadas por máquinas. Es una realidad que vamos camino a destruir puestos de trabajo “clásicos”. Pero también nos dirigimos a crear nuevas profesiones que por el momento son desconocidas y que no existen, pero sí serán los trabajos del futuro y, por tanto, de los niños de hoy. Por eso es importante prepararlos para cuando llegue ese momento.

¿Qué aporta la robótica educativa a los niños?

Estamos ante un recurso que nos permite darle a los hijos una opción tecnológica. Todo ello por medio de robots educativos y juegos de programación. De esta forma podrán enfrentarse mejor a los retos del futuro, ya que “mientras juegan” estarán adquiriendo los conocimientos que serán la llave de muchas puertas para el día de mañana. Por eso es importante ir un paso por delante.

Una de las formas de acercar a los niños hasta el futuro de la robótica es a través de cursos extraescolares. Por ahora son pocos los centros que están implantando la robótica curricular como una materia obligatoria (algo que esperemos empiece a ser más generalizado). Pero sí la encontramos a través de los cursos extraescolares como bien te comentamos. O incluso los padres pueden probarlo desde casa.

Ya podemos encontrar kits de robótica educativa para niños de distintas edades, ya sea para un uso en educación primaria, infantil o secundaria. Estos kits vienen con proyectos para que el niño empiece y vaya de menos a más, incrementando el nivel de dificultad y experimentando. Es la mejor forma de que aprendan estos conceptos.

No es una alternativa, es una necesidad

La tecnología ha invadido nuestras vidas de manera rápida y continúa avanzando a pasos agigantados. Es el futuro y la robótica también lo es, por eso se debe incorporar en las escuelas, de cara a que los pequeños estén mejor preparados para el futuro robotizado que nos espera.

¿Qué opinas tú?

Este sitio web utiliza cookies y solicita sus datos personales para mejorar su experiencia de navegación.
X